Cómo funciona

La Wolbachia es una bacteria que sólo vive dentro de las células de los insectos y se encuentra naturalmente hasta en el 60% de las especies de insectos del planeta, incluyendo algunas especies de mosquitos. Sin embargo, Wolbachia no se encuentra usualmente en el mosquito Aedes aegypti, la principal especie responsable de transmitir a los humanos los virus como el Zika, dengue y chikungunya.

 

Durante muchos años, los científicos han estado estudiando Wolbachia buscando formas de usarla para potencialmente controlar las poblaciones de mosquitos que transmiten a los humanos virus. La investigación del World Mosquito Program (WMP) ha demostrado que cuando se introduce Wolbachia en el mosquito Aedes aegypti puede ayudar a reducir la transmisión de estos virus a las personas. Este importante descubrimiento tiene el potencial de transformar la lucha contra las enfermedades transmitidas por mosquitos.

Wolbachia es una bacteria natural y es segura para los seres humanos, los animales y el medio ambiente. Se realizaron dos evaluaciones de riesgo independientes para la liberación de mosquitos con Wolbachia, las cuales dieron una calificación de "insignificante" (la calificación más baja posible) para el riesgo general.

El método Wolbachia de World Mosquito Program

Los equipos de campo de WMP liberan mosquitos con Wolbachia durante varias semanas, utilizando una variedad de métodos de liberación que se adaptan a las comunidades locales. Las liberaciones de mosquitos pueden ser en su fase adulta o como huevos. Estos mosquitos luego se reproducen con las poblaciones de mosquitos locales. Con el tiempo, el porcentaje de mosquitos que transportan Wolbachia crece hasta que permanece alto sin la necesidad de nuevas liberaciones. Mosquitos con Wolbachia tienen una habilidad reducida de transmitir virus a las personas, disminuyendo el riesgo de brotes de Zika, dengue y chikungunya.

El método Wolbachia de WMP ayuda a proteger a las comunidades de enfermedades transmitidas por mosquitos y lo hace sin representar un riesgo para los ecosistemas o la salud humana. Nuestro método tiene algunas características únicas. A diferencia de la mayoría de las otras iniciativas, nuestro método es natural y autosustentable. Nuestro método no suprime las poblaciones de mosquitos ni implica la modificación genética, ya que el material genético del mosquito no se ha alterado.

El monitoreo a largo plazo muestra que Wolbachia es autosustentable a niveles altos en los sitios donde se ha implementado el proyecto, hasta ocho años después de las liberaciones.

Usos alternativos de Wolbachia

La bacteria Wolbachia se puede usar de varias maneras, incluso para suprimir las poblaciones de mosquitos. Otras investigaciones pueden implicar la liberación de solo mosquitos machos con Wolbachia. Cuando estos mosquitos se aparean con mosquitos hembra silvestres sin Wolbachia, no tienen descendencia.

Dicha técnica requiere la liberación de un gran número de mosquitos machos para reducir la población general de mosquitos. Al igual que con los insecticidas, esta técnica tendría que volver a implementarse con el tiempo, ya que la población de mosquitos regresa gradualmente.

En contraste, el método Wolbachia del WMP es único ya que es autosuficiente y no necesita implementarse continuamente, lo que lo convierte en una solución asequible y autosuficiente a largo plazo. Nuestro método reduce la capacidad de los mosquitos para transmitir enfermedades a las personas, sin suprimir las poblaciones de mosquitos y afectando potencialmente los ecosistemas.

Actualmente estamos adaptando nuestro enfoque para la implementación en entornos urbanos grandes y un costo de US $1 por persona como meta.